domingo, 26 de junio de 2016

El despiadado griego






Cuando el magnate griego Nikos Theakis le ofreció a la afligida Ann Turner un millón de libras por su sobrino huérfano, ella tomó el dinero y se marchó.
Joven, sin un penique y sola, Ann hizo lo que pensaba que sería lo mejor... y aquello la destrozó.
Cuatro años después, decidió aceptar la invitación de la madre de Nikos para ir a Grecia. Allí, y a pesar de que él pensaba que era una cazafortunas, se dejaron llevar por la atracción que sentían el uno por el otro...

No hay comentarios.:

Publicar un comentario